Recetas a ritmo de Rock

Galletas de café negro

Si eres de los que no puede empezar el día sin una buena dosis de cafeína, te encantaran estas galletas. Crujientes y de sabor fuerte, son ideales para un buen desayuno.

Por ,

45 min
16-17 min a 180 ºC
40 unidades

No tengo muy claro cuál es la bebida más consumida del mundo a parte del agua natural, si el té o el café. La cosa está muy reñida… Pero lo que está claro es que el café es uno de los elixires más adorados del mundo. Yo misma soy incapaz de empezar el día sin una buena dosis de cafeína.

Estas galletas son crujientes y con un sabor a café bastante fuerte. Es por eso que no las he hecho demasiado grandes, por no aborrecer el sabor. Sin embargo, a pequeñas dosis son un verdadero placer.

Ingredientes

  • 125 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 110 g de azúcar blanquilla
  • 1 huevo
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 250 g de harina de trigo común
  • 1 cucharadita de levadura química Royal
  • 30 g de café soluble (Nescafé con sabor a vainilla)
  • ¼ cucharadita de sal fina
  • 1 cucharadita de leche fría

Elaboración

  1. Mezcla bien la harina, la levadura, el café soluble y la sal en un bol. Reserva.
  2. Coloca el accesorio pala en tu robot de cocina (también puedes hacerlo a mano) y bate la mantequilla y el azúcar durante unos 5 minutos a velocidad media hasta conseguir una mezcla cremosa.
  3. Baja la velocidad y agrega el huevo. Mezcla hasta que se integre.
  4. Añade la vainilla y sigue mezclando.
  5. Todavía a velocidad baja, añade los ingredientes secos a cucharadas pero a buen ritmo sin dejar de batir. La masa estará lista cuando se comience a despegar de las paredes del bol. Si es necesario, añade una cucharada de leche para ligar la masa. La leche ayuda a disolver un poco el café y a integrarlo mejor.
  6. Coloca la masa entre dos papeles de hornear y estírala con un rodillo hasta un grosor de 6 mm.
  7. Refrigera la plancha de masa un mínimo de 30 minutos o hasta el día siguiente.
  8. Precalienta el horno a 180 ºC y prepara una bandeja de horno cubierta con papel de hornear.
  9. Corta las galletas con un molde pequeño (unos 6 cm de diámetro aproximadamente) y colócalas en la bandeja con una separación de mínimo un dedo entre ellas. Nota 1
  10. Hornea las galletas durante 16-17 minutos para que queden crujientes. Es preferible girar la bandeja a mitad de la cocción para que se cuezan todas por igual.
  11. Deja reposar las galletas 1 minuto sobre la bandeja del horno. Luego retíralas con cuidado de no quemarte y colócalas en una rejilla para dejar que se enfríen por completo. Nota 2

Notas y Consejos

Nota 1 Puedes utilizar un molde más grande si quieres, pero deberás ajustar el tiempo de horneado.

Nota 2 Es importante dejar enfriar las galletas sobre una rejilla y no sobre la bandeja caliente, para evitar que se sigan cociendo. Además, al permitir que el aire circule por debajo, también evitas que las galletas queden remojadas.

Compártela por Whatsapp Imprime la receta o

Receta siguiente

Esta receta se encuentra (como otras tantas) dentro de las siguientes categorías:

Para seguir creando

Deja un comentario

Nos encantaría saber tu opinión. Puedes escribir dudas, críticas, sugerencias... Anímate y participa en nuestro proyecto. También puedes enviarnos una foto de tu creación y la publicaremos en el blog.